Milhojas de tomate, berenjena y queso
O cómo comer verduras de manera divertida

0 0
Milhojas de tomate, berenjena y queso

Compártelo en tu red social:

O simplemente puede copiar y compartir este enlace

Ingredientes

3 Rodajas de Berenjenas Del mismo tamaño
2 Rodajas de Tomates Del mismo tamaño
5 Rodajas de queso El que más te guste
Sal y Pimienta
Aceite de Oliva

Añadir a Recetas favoritas

You need to login or register to bookmark/favorite this content.

Comemos con la vista y con este milhojas nadie se podrá resistir, incluidos los más pequeños de la casa.

  • 30 min
  • Raciones: 1
  • Fácil

Ingredientes

Instrucciones

Cuando era pequeña, era un poco especial con las comidas. ( ¿Sólo un poco? Diría alguien que yo me sé ) Reconozco que, muchos días,   a la hora de sentarme a la mesa recitaba mi frase favorita:  ¡Esto no me gusta! y la respuesta de mi madre siempre era la misma… ¡Pero si no lo has probado! Así que la mujer tenía que ingeniárselas para “disfrazar” algunos alimentos de manera que me atrajeran visualmente para por lo menos animarme a probarlos.  Y creo que lo lograba. Supongo que con ese recuerdo ha nacido la receta de hoy. Milhojas de tomate, berenjena y queso 

He de decir que a día de hoy he mejorado mucho, sigue habiendo cosas que prefiero no comer pero primero las pruebo. ( Casi todas 😉 ) Las berenjenas no me disgustan pero no las como muy a menudo. Aunque si es en milhojas con tomate y queso y alguna aromática ¡Podría comerlas a diario! Quedan realmente buenas y sin prácticamente trabajo, se acaban en el horno y  resulta un plato delicioso y rápido.

Como todo en la cocina se puede tunear y prepararlo con aquello que más te guste. Por ejemplo se puede usar calabacín en lugar de berenjena, cebolla, espinacas…. incluso pescado, con salmón queda muy rico,   para hacer una milhojas más consistente o como plato único.

Os dejo con esta receta facilona y perfecta para ir introduciendo a los pequeños en esas verduras que igual les cuesta un poquito más comer. Estoy convencida  que cuando lo prueben os lo van a pedir muy a menudo! Por cierto se pueden preparar en una fuente grande para una comida familiar o en  raciones individuales, como yo lo he preparado en ésta ocasión.  Quedan muy vistosos, ¿verdad?  Además hay que recordar que la comida, primero, entra por la vista 🙂

¿Os animáis a prepararla?

Fotografía de Ápice Photography para Gourmet Bilbao

 

 

 

(Visited 360 times, 1 visits today)

Pasos

1
Hecho

Preparamos los ingredientes

Cortamos las berenjenas y el tomate en rodajas, intentando que sean del mismo tamaño. Pasamos las berenjenas por la sartén con una gota de aceite. Que se hagan 2 ó 3 minutos por cada lado. Hay que tener precaución con la cantidad de aceite por que la berenjena absorbe mucho el líquido y pueden quedar muy grasientas. Las reservamos en un papel absorbente

2
Hecho

Montaje del plato

Pasamos a montar el plato. En una fuente apta para el horno preparamos el milhojas. En la base ponemos una loncha de berenjena y cubrimos con un queso especial para fundir, encima rodaja de tomate y queso de nuevo. Hacemos 2 ó 3 pisos, al gusto. Acabando con berenjena y queso. Durante el proceso de montaje vamos salpimentando cada capa.

3
Hecho

Hornear y comer

Introducimos la bandeja en el horno, precalentado, y dejamos que funda bien el queso, vigilando para que no se queme.
Servimos caliente.
Una bonita forma de presentación es montar cada milhojas en bandejitas individuales aptas para el horno y servir la ración.

Eva Anía Blesa

Me gusta cocinar, me encanta el olor de los pimientos rojos asándose en el horno, disfruto regalando momentos a través de un plato.

Opiniones de la Receta

Todavía no hay comentarios para esta receta, utilice el siguiente formulario para escribir su opinión.
Patatas a la riojana con un toque canalla 2
anterior
Patatas a la riojana con un toque canalla
Bizcocho de zanahoria 1
siguiente
Bizcocho de zanahoria, posiblemente la tarta más rica del mundo

Escriba su Comentario