Tarta salada de setas y espárragos trigueros
Perfecta para disfrutar entre amigos

1 0
Tarta salada de setas y espárragos trigueros

Compártelo en tu red social:

O simplemente puede copiar y compartir este enlace

Ingredientes

1 Masa Brisa Refrigerada
1/2 Cebolla
1 cucharada Aceite de Oliva
100 Gr Beicon
250 Gr Setas surtidas
6 Espárragos trigueros En conserva
200 Ml Leche evaporada
3 Huevos Medianos
Sal y Pimienta Al gusto

Añadir a Recetas favoritas

You need to login or register to bookmark/favorite this content.

Tarta salada que causará sensación entre tus invitados

  • 50 min
  • Raciones: 6
  • Fácil

Ingredientes

Instrucciones

Las tartas saladas son estupendas para cualquier época del año, pero en verano son perfectas para llevarlas a la playa,  al campo o para disfrutar con amigos en una cena  tranquila en la terraza o  en el jardín. Hoy os traigo una tarta salada de setas y espárragos trigueros aunque las combinaciones pueden ser infinitas.

No sé si os pasa como a mi  que, cuando tengo invitados en casa, me vuelvo loca y preparo mil platos, me complico tanto la vida que casi ni me siento con ellos a disfrutar de la compañía y de la conversación. Es decir que me tiro desde bien prontito en la cocina preparando todos esos platos que pienso van a ser del agrado de mis invitados y quiero que esté todo tan perfecto y a su gusto que prácticamente no salgo de la cocina.  Bueno, eso era antes, ahora quizás con los años,  me he calmado un poco e intento preparar elaboraciones que se puedan preparar previamente, incluso la víspera y que a la hora  de comer se puedan terminar con un momento de horno.

Os cuento esta historia porque ahora cuando tengo gente en casa o incluso si voy  de invitada y me ofrezco a llevar algo una tarta salada es muy recurrente. Como os decía antes se puede preparar de mil y una maneras. Sólo has de respetar los ingredientes “base” que serian unos huevos y leche evaporada (la prefiero antes que la nata y queda de maravilla), y el relleno  que quieras. es muy socorrida cuando tienes restos en la nevera y no sabes que hacer con ellos.

Hoy la preparamos con setas, beicon y espárragos pero se puede hacer de verduras, con carne y champiñones e incluso  de pescado. Si hay niños en casa y no son muy buenos comedores es una buena manera de introducirles en esos alimentos que les cuesta un poco más comer, seguro que en formato de tarta se lo comen sin rechistar.

Si os parece empezamos, ya veréis que sencilla y que rica queda.

Fotografía de Ápice Photography para Gourmet Bilbao

(Visited 39 times, 1 visits today)

Pasos

1
Hecho

Preparamos el molde donde vamos a hornearla. Yo he utilizado un molde de cristal de 26 centímetros. Lo untamos con mantequilla y espolvoreamos con harina, retirando el exceso. Así conseguiremos que una vez horneada la tarta se despegue del molde sin dificultad. Lo reservamos.
En una sartén, con una cucharada de aceite de oliva pochamos la cebolla cortada en cuadraditos pequeños. Añadimos el beicon cortado en juliana, no muy fina para que se vea luego junto al resto de los ingredientes y dejamos que se cocine un poco.
Después añadimos las setas. En esta ocasión las he utilizado en conserva, por lo que hay que quitarles el liquido de conservación y aclarar un poquito debajo del agua dejando escurrir muy bien.
Una vez que el beicon empieza a tostarse incorporamos las setas y dejamos que se cocine todo junto un rato, aunque no ha de hacerse del todo ya que terminaran de cocinarse en el horno.
Reservamos mientras se enfría un poco la mezcla.

2
Hecho

Volvemos al molde.
Sacamos la masa brisa que hemos mantenido hasta este momento en la nevera y la acomodamos por todo el molde ajustándola a las paredes y al borde. Con un cuchillo retiramos el exceso de masa que sobresale del molde.
Con un tenedor pinchamos toda la base de la masa para que durante la cocción no suba.
En un bol mezclamos la leche evaporada con los huevos y batimos. Salpimentamos al gusto, teniendo en cuenta que el beicon suele ser un poco salado. Añadimos la mezcla que habíamos preparado en la sartén y mezclamos todo junto.

3
Hecho

Vertemos la mezcla del bol en el molde y colocamos por encima los espárragos trigueros. Al ser en conserva no necesitan una cocción previa. Si estuviéramos en temporada y fueran frescos habría que cocinarlos un poco primero.
Metemos la tarta al horno, previamente precalentado, a 180 grados con calor arriba y abajo durante unos 30 minutos. Aunque ya sabéis que cada horno es un mundo así que toca estar atentos y cuando se ponga morenita ya la tendremos lista.
La podemos comer caliente o más templadita, como apetezca más.
Ahora a disfrutarla! Espero que os animéis a prepararla y me lo contéis.
On egin!

Eva Anía Blesa

Me gusta cocinar, me encanta el olor de los pimientos rojos asándose en el horno, disfruto regalando momentos a través de un plato.

Opiniones de la Receta

Todavía no hay comentarios para esta receta, utilice el siguiente formulario para escribir su opinión.
Tomates rellenos de atún claro 2
anterior
Tomates rellenos de atún claro
Fajitas mexicanas 1
siguiente
Fajitas mexicanas para viajar con la imaginación

Escriba su Comentario